Diseño Gráfico Cádiz < Jorge de Vicente | compás gráfico





William Morris y los prerrafaelitas

Category : historia, ilustración, tipografía Jun 7th, 2013

Diseñador, artesano, impresor, pintor, poeta y escritor, William Morris (1834-1896) fue uno de los principales impulsores del popular e influyente movimiento de las Arts and Crafts nacido en Inglaterra a mediados del siglo XIX. Esta escuela artística propugnaba la vuelta a la manufactura artesanal propia de la Edad Media, rechazando las modernas formas de producción en masa y reivindicando la supremacía del ser humano sobre la máquina: “utilizando la tecnología industrial al servicio del hombre, pero potenciando la creatividad y el arte frente a la producción en serie”. Esta revalorización del papel del artesano se proponía asimismo convertir la cultura y el arte en un bien accesible a toda la sociedad, si bien es cierto que muchas de estas creaciones llegaron a ser tan complejas en su fabricación que solo la clase pudiente pudo costeárselas.

800px-KelmscottPressColophone

Morris estuvo estrechamente vinculado a la Hermandad Prerrafaelita, movimiento artístico que surgió como reacción al arte académico victoriano -elegante pero vacuo- y que defendía el regreso al detallismo minucioso y al luminoso colorido de los primitivos pintores italianos y flamencos anteriores a Rafael. El movimiento -o buena parte de él, representado por los escritos del crítico literario John Ruskin– se dejó llevar también por la tendencia medievalista que tanto cautivaba a Morris, lo que despertó un interés renovado por el dibujo, la artesanía y los motivos medievales. Las  letras capitulares y las ilustraciones al borde de los libros tan típicas de el autor de Noticias de ninguna parte se basaron, por ejemplo, en los trabajos del taller del impresor y diseñador de tipos Erhard Ratdolt (1474-84).

13_03

Y es que el dibujo medieval tiene su miga. Pese a su aparente carencia de habilidad técnica y su aspecto plano y naif, esconde una gran fuerza y una expresividad sublime. Fíjense en esas miniaturas que ilustraban manuscritos como el Libro de horas de Isabel la Católica o Las muy ricas horas del Duque de Berry, o en las oníricas ilustraciones de Los Beatos y los imaginativos trabajos del maestro Magius –«el Picasso del siglo X»–,  o en los hermosos vitrales románicos y góticos, o en esa maravilla que es el Tapiz de Bayeux, considerado «el primer cómic de la Historia».

Inspirados por el cándido e ingenuo espíritu medieval, hemos preparado esta viñeta ilustrando una escena tan típica de ayer y de hoy.

esb-med

 

SHARE :

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


UA-41262415-1